Una de las ideas más extendidas y que más daño ha hecho al concepto de “dieta o alimentación saludable” es el hecho de pensar que comer saludable es sinónimo de comer aburrido o, lo que es lo mismo, pensar que para comer bien se deben cocinar los alimentos a la plancha o hervidos. Para demostrarte que comer saludable está lejos de comer aburrido, te proponemos 5 técnicas de cocción saludables más allá de la plancha y el hervido. ¡Toma nota!

1. Salteados saludables: los aliados de tu batch cooking 

Salteado de pollo y verduras para fajitas

El salteado te permite cocinar platos saludables muy variados añadiendo una pequeña cantidad de grasa en la sartén. Te aconsejamos que siempre utilices aceite de oliva para cocinar tus salteados saludables. Seguro que si haces scroll en Instagram verás que los salteados se han convertido en los protagonistas del batch cooking de muchas influencers. Y es que son una opción perfecta para elaborar platos saludables y riquísimos. A continuación, de damos algunas ideas de salteados saludables que puedes incorporar en tus menús: 

  • Salteado de calabacín, cebolla, zanahoria y pimiento verde con tacos de pollo. Puedes usar el salteado como relleno para unas fajitas mexicanas. 
  • Salteado de col, zanahoria y pimiento verde con salsa de soja y gambas. Puedes añadir un poco de arroz integral para tener tu ración de hidrato de carbono. 
  • Salteado de calabaza, brócoli y espárragos con garbanzos cocidos. 
  • Salteado de champiñones, ajo y perejil. Puedes añadir este salteado como parte de una ensalada. 

2. Freidoras de aire: o cómo conseguir unas patatas fritas saludables

Patatas «fritas» en freidora de aire

Las freidoras de aire se han puesto muy de moda últimamente. El principal motivo de su éxito es que con muy poco aceite, puedes conseguir el efecto crujiente típico de las patatas fritas o del rebozado de unas croquetas. En encontrarás la freidora sin aceite que más se ajuste a tus necesidades. Además, en la web de Freír Sano también encontrarás una comparativa con las . 

Si bien gran parte de su popularidad se la deben a las patatas fritas sin aceite, con las freidoras de aire también podrás cocinar carnes, pescados y verduras. Puedes preparar bastones de calabacín, zanahoria, chips de boniato, albóndigas de carne o verduras… las posibilidades son infinitas. 

Así que si quieres evitar las frituras pero no quieres renunciar a su textura crujiente, las freidoras de aire pueden ser un aliado perfecto si quieres seguir una alimentación saludable. 

3. Guisos y potajes saludables: los platos de cuchara pueden ser saludables 

Guiso de pollo y verduras

Lo que determina si un guiso o un potaje es saludable o no son sus ingredientes. Si bien es cierto que un guiso con chorizo, morcilla y otros embutidos grasos no son la mejor opción para incorporar en tu día a día, también puedes elaborar guisos y potajes de legumbres con base de verduras, que son una opción saludable ideal para una dieta equilibrada y saludable. Puedes jugar con las diferentes especias y hierbas aromáticas para darle un toque diferente a tus preparaciones. Aquí te dejamos algunas opciones de guisos y potajes saludables para que experimentes en la cocina: 

  • Potaje de lentejas y verduras con pimentón dulce 
  • Guiso de verduras, pollo y arroz con especias curry. 
  • Guiso de calamares con patatas, guisantes, tomate y cebolla 

4. Microondas: una opción rápida y saludable 

Bol de verduras cocinadas al microondas

Otro de los métodos que está ganando popularidad últimamente es el microondas. Su principal ventaja es la de poder cocinar platos saludables en muy poco tiempo. Teniendo en cuenta que uno de los principales inconvenientes que se suelen tener para seguir una alimentación saludable es la falta de tiempo, este punto supone una gran ventaja a favor del microondas. Para cocinar al microondas, puedes utilizar un estuche de silicona o bien un plato cubierto con papel film, aunque este último puede no resultar tan efectivo en alguno casos.

Con los estuches para microondas podrás cocinar pasta, arroz, verduras, patatas, boniatos… en muy poco tiempo.

5. Horneado: un clásico que no debes olvidar 

Pimientos al horno rellenos con verduras y arroz

Muchas veces se relaciona el horno con preparaciones complicadas y que requieren mucho tiempo de cocción. Sin embargo, es una de las técnicas de cocción saludable que mejores resultados tiene a nivel organoléptico. El hecho de poder cocinar una carne, un pescado o unas patatas lentamente hará que su textura sea tierna y jugosa. Seguro que no te arrepentirás de haber pasado un poco más de tiempo en tu cocina. Además de pescados y carnes, en el horno también puedes cocinar pizzas caseras saludables y verduras de diferentes tipos como un ratatouille o unos dados de calabaza con especias. 

Como has podido comprobar, hay varias técnicas de cocina que puedes utilizar a la hora de cocinar tus platos saludables más allá del hervido y la plancha. No te estamos diciendo que destierres estas dos técnicas que de tantos apuros te han sacado cuando has ido justo de tiempo pero… ¡No olvides que tienes todo un mundo por descubrir! 



Source link