Muchas veces entendemos que descansar significa tomarnos unas vacaciones de una semana en un hotel con todo incluido y, aunque esto sea un descanso muy lícito, nos olvidamos de que podemos hacer pequeñas escapadas con niños a lo largo de nuestro año laboral sin que esto necesariamente suponga un despilfarro de dinero ni una ausencia de dos semanas, ¿cómo? A través de las escapadas.

¿Los niños necesitan escapadas?

Los niños necesitan también escapadas. Aunque pensemos que ellos y ellas tienen mucho más tiempo para disfrutar que las personas adultas, eso no exime de que sean muchos los beneficios para nuestras hijas e hijos de disfrutar de un tiempo de ocio de calidad (sobre todo compartido) y descanso.

Los niños y niñas no tienen jornada laboral, pero sí que pueden cargar con otras tareas y exigencias por parte del entorno. No solo a nivel escolar, si no extraescolar o en casa. Realizan tareas adecuadas a su capacidad evolutiva, por lo cual cabría esperar que un descanso de las mismas sea agradecido para su sistema nervioso.

Además, los niños y niñas nos ven trabajando incesantemente, ya sabemos a través de la investigación que los adultos, concretamente los familiares cercanos, somos las primeras figuras de referencia en su aprendizaje, repiten y ven familiar todo lo que hacemos (sea esto “sano” o no). Esto puede culminar con el paso del tiempo una sobre exigencia o unos patrones desadaptativos de descanso en los niños y niñas si nuestro comportamiento es muy poco flexible en al ámbito laboral y nos toman como modelo.

Dormir bien

¿Cuántas horas al día tienen que dormir los niños según su edad?

Es muy importante actuar ante la falta de sueño en los niños ya que, que puede afectarles en su alimentación, actividad física, bienestar emocional y rendimiento escolar. En esta guía explicamos la importancia del dormir las horas adecuadas, y varios consejos para conseguir un sueño saludable desde pequeños.

Cuando nos permitimos realizar escapadas con niños estamos enseñando la la importancia del descanso, la necesidad de premiarse por los logros, estamos dando espacio al disfrute, estamos priorizando, al menos por un momento, el bienestar personal y físico frente a los resultados laborales o académicos que tanto exigimos. Estamos educando en bienestar.

¿Qué beneficios aportan las escapadas con niños a su bienestar?

Además, las escapadas con niños llenas de ocio pueden aportar beneficios a los más pequeños y pequeñas, como conocer nuevas actividades y desarrollar nuevas habilidades ya sea en equipo o individualmente. También se dan situaciones en las cuales las capacidades sociales cobran importancia, sobre todo en juegos donde se requiere una interacción. Por tanto, las escapadas son una oportunidad magnífica para desarrollar el trabajo en equipo en la familia. Estas habilidades se desarrollan desde el principio y surgen de planear juntos -con los niños- el fin de semana permitiendo que participen en las decisiones y que aporten sugerencias, surgen también de colaborar a la hora de preparar lo que se necesita para la escapada (desde hacer bocadillos hasta ayudar con la maleta) y por supuesto, de lleva a cabo las actividades propias de la escapada, siempre que se haga de una manera inclusiva respecto a los más pequeños. 

Aunque tanto el descanso como el ocio deberían ser un derecho independientemente de los resultados que se obtengan en las diferentes áreas, por supuesto, planear escapadas con niños también puede puede servir como aliciente o premio al trabajo académico o buen comportamiento de nuestros hijos e hijas, sobre todo en casos en los que queramos incentivarlo. ¡Ojo!, esto no significa que las escapadas tengan que permitirse sólo cuando se cumple un nivel específico de exigencia, por ejemplo, solo cuando el niño saque un 9 en un examen, porque entonces estaríamos igualmente educando en la exigencia y en el amor en base a resultados, experiencias que a largo plazo pueden tener consecuencias emocionales importantes.

Tener momentos de relajación para nosotros compartidos con nuestros hijos e hijas nos aporta la ocasión perfecta para crear nuevos recuerdos en familia, para conocernos en otro contexto fuera de casa, para observar y aprender con y de nuestros hijos e hijas en situaciones diferentes. Además creamos oportunidades para que los niños y niñas socialicen con otros iguales, para que desarrollen las reglas sociales que se aprenden desde el juego y para que vivan experiencias nuevas fuera del colegio y de casa, así cultivaremos su apertura a la experiencia.

La importancia del descanso y el ocio: las escapadas.

Desde nuestra vida de adultos, llena de obligaciones y responsabilidades, es mucho más fácil percibir el descanso y el ocio como algo casi obligatorio y merecido porque trabajamos y trabajamos sin parar. Sin embargo, descansar y disfrutar de nuestro tiempo libre debe ser “igual de obligatorio” incluso si no se trabaja, porque el parar o realizar una actividad por disfrute no debe ser siempre una recompensa tras un logro, todo lo contrario, debe formar parte de nuestra vida diaria y esto será indispensable independientemente de la edad.

Pautas para conseguir desconectar digitalmente

Un año laboral sin descanso ni ocio muy probablemente provoque que el estrés se acumule con las posibles consecuencias que tienen esto para el contexto que le rodea, por ejemplo, ese estrés puede ser trasladado a la crianza. ¿Qué son las escapadas? Las escapadas pueden ser tanto un fin de semana en una cabaña en el campo como un día de barranquismo con la familia en un río cercano. Las escapadas son todo aquello que nos haga salirnos de nuestra zona de confort y que nos aporte una actividad de descanso y/o disfrute. Probablemente no descanses físicamente haciendo barranquismo con los niños, pero hay muchas probabilidades de que mentalmente sí lo hagas, alejándote del entorno conocido y viviendo la experiencia de estar atento o atenta a miles de estímulos nuevos y emocionantes.

En este sentido, es importante permitirnos con más frecuencia un descanso y/o un ocio saludable  y una clave de ello puede estar en las escapadas.

Me has convencido, ¿dónde nos vamos?

Para disfrutar del ocio y descansar cualquier plan puede ser bueno, sobre todo si se organiza en familia y dejamos a nuestros hijos e hijas tomar parte de la decisión. No hace falta coger aviones caros y reservar hoteles a todo lujo para darnos decir que estamos de escapada, basta con hacer algo fuera del contexto rutinario que nos proporcione disfrute y/o descanso, y esto puede ser a miles de kilómetros o al lado de casa. Aquí te dejamos un artículo con 5 opciones de escapadas de relax y bienestar.



Source link