¿Alguna vez realizando ejercicio físico de repente te ha empezado a doler a un lado del abdomen? Seguro que si eres deportista, sabes de qué te hablamos: el flato.

¿Qué es el flato?

El flato o dolor abdominal transitorio es uno de los peores enemigos de los deportistas. Supone un dolor agudo en la zona costal o abdominal que imposibilita realizar actividad física (sobre todo intensa), con normalidad. Aunque incluso hay casos de aparición cuando se va andando. Lo normal es que el flato aparezca cuando se hace un esfuerzo intenso. También parece que influye la postura, ya que en deportes como natación o ciclismo, donde el tronco va horizontal al suelo, parece que no hay tantos casos de flato.

¿Por qué nos da flato al hacer deporte y cómo evitarlo?

Esta semana nos habéis preguntado por qué aparece esta dolencia y qué trucos sirven para evitarla. No comer ni beber abundantemente justo antes de hacer ejercicio, reforzar los abdominales o realizar estiramientos puede ayudar.

Sergio López, fisioterapeuta de Ruber Internacional Centro Médico Habana, explica a Maldita.es que el flato es un dolor que suele afectar a las partes laterales del abdomen. Según cuenta, puede ser punzante e intenso o más leve, como si se tratase de calambres o tirones.

Normalmente aparece cuando se practica algún tipo de deporte que implica un movimiento constante del torso, como en la natación, la carrera o la equitación, tal y como explica López. Aunque también puede presentarse durante una caminata.

Todavía no se sabe muy bien cuál es la causa específica del flato. Hay varias teorías al respecto: falta de riego sanguíneo en el diafragma, calambre muscular, irritación del peritoneo, posición del tronco al hacer deporte o tensión de los ligamentos diafragmáticos. Como todavía no hay nada claro, posiblemente sea una mezcla de varias cosas, aunque lo que sí está más claro es que con la edad la probabilidad de sufrir flato es menor y, cuanto más entrenados estemos, más difícil es que suframos flato. La comida parece que también tiene algo que ver. Hacer una comida copiosa antes de hacer deporte o beber bebidas con gas parece que no es una buena opción a la hora de evitar la aparición de flato.

“Hay varias teorías que explican el dolor abdominal transitorio relacionado con el ejercicio, que es como se conoce al ‘flato’ en el mundo científico”, cuenta a Maldita.es Alejandro Blanco Aoiz, enfermero experto en actividad física, ejercicio físico y deporte del Consejo General de Enfermería.

La más extendida “es que existe una sobrecarga venosa (más presión y volumen) en la zona del estómago y por ello se produce un roce del estómago con el diafragma (músculo respiratorio) produciendo dolor abdominal por inflamación del peritoneo (membrana que recubre la cavidad abdominal)”.

Estiramientos en casa

Ponte en forma desde casa

Planning de entrenamiento para hacer ejercicio desde casa con poco equipamiento y tiempo. Te explicamos el paso a paso de los principales ejercicios para fortalecer todo tu cuerpo

¿Qué consejos se pueden seguir para evitar que nos dé flato?

Lo primero de todo es prevenirlo. Intentar no comer ni beber mucho antes de hacer deporte. También podemos intentar hacer ejercicio en progresión, es decir, de una intensidad menor a mayor, para evitar un esfuerzo intenso en poco tiempo. Una vez que nos da flato, la mejor medida que podemos tomar es aminorar la intensidad del ejercicio. Si estamos corriendo, lo mejor es disminuir la velocidad o andar. Presionar o estirar la zona abdominal parece que también puede ayudar a aliviar ese dolor agudo.

A algunos atletas también les ayuda hacer una contracción prolongada del abdomen. Esta última medida dificulta la respiración, pero si la hacemos durante unos segundos, nos aliviará el dolor. El tipo de respiración que estamos haciendo también puede ayudarnos. Cambiaremos de una respiración más agitada a hacer respiraciones más profundas.

Blanco aconseja no comer ni beber abundantemente al menos dos horas antes del ejercicio, “sobre todo preparados que requieran digestiones prolongadas”. Además, recomienda reforzar los músculos abdominales para minimizar el movimiento durante el ejercicio y no comenzar a hacer deporte muy bruscamente.

“Si comemos o bebemos mientras hacemos ejercicio, no hacerlo en grandes cantidades, mejor en pocas y a menudo”, señala. López recomienda además mantenerse bien hidratados siempre, especialmente en las 12 horas previas a la práctica de ejercicio; hacer un calentamiento adecuado antes de empezar; y mantener una postura correcta al correr o practicar otros deportes.

En el momento en el que “notemos principios de dolor” y los primeros síntomas de flato, según Blanco, lo mejor sería hacer ejercicios de respiración y bajar la intensidad del deporte. Además de respirar hondo, López indica que puede ser de ayuda inclinarse hacia adelante y empujar o estirar la zona afectada.

En Maldita.es también os hemos resuelto muchas otras dudas sobre el deporte: desde si hace falta hacer ejercicio durante al menos 45 minutos para empezar a perder grasa a si es recomendable utilizar mascarilla para evitar posibles contagios en deportes aeróbicos grupales.



Source link